La Web Semántica: retrospectiva desde el 2015

La Web Semántica: retrospectiva desde el 2015
4.5 (90%) 2 votos

Esta semana me preguntaban los alumnos del Master Web acerca de la web semántica y lo cierto es que más allá de la componente técnica, la “Semantic Web” se ha introducido de manera silenciosa y realmente disfrutamos de sus beneficios, pero de manera fluida y pasando desapercibida para la mayor parte de los navegantes.

Así que me tocó explicarlo, y hoy me he acordado de un post redactado a finales de 2013, surgido a partir de un artículo que leí en Forbes.

Qué es la Web Semántica

“La llamada Web Semántica, es de enorme importancia para los negocios del mañana”. Así de taxativo se mostraba el artículo de esta semana en la revista Forbes.  Pero, si está llamada a cambiar todo, y debemos abrazarla o arriesgarnos a la extinción, tal vez deberíamos saber en qué consiste exactamente. Veamos la opinión de esta afamada revista.

La palabra “Semántica”, es lo último en llegar al mundo de internet. Significa todo, y nada a la vez, depende como nos aproximemos a ella.

Desde búsqueda semántica, a web semántica; pasando por márketing semántico, parece como si nadie quisiera perder este tren.

¿En qué consiste?

De origen griego, este término era usado para referirse a “significado”. Pero ya en nuestros tiempo, se usa para marcar la transición a una nueva fase de la web, donde dejamos de buscar, para empezar a encontrar.

En otras palabras, no solo descubrimos la información que se ajusta a los términos de la búsqueda que realizamos, sino más bien a la información que realmente queríamos encontrar. Información directamente relacionada con el contexto, no solo palabras clave.

Un ejemplo de esta búsqueda semática, sería la propia “semantic search” de Google, o bien el asistente de voz de Apple, Siri.

Nuevos Productos y Servicios

La Web Semántica es mucho más abierta, transparente y personalizada. Se está transformando en un lugar donde el mismo contenido contiene diferentes significados para diferente expectador.

Si buscamos la palabra “pizza” desde el trabajo a las 9 de la mañana generará enlaces de información por ejemplo de recetas de pizza, mientras que la misma búsqueda realizada a las 20h desde el smartphone, generará la presentación de anuncios de pizzerias cercanas a mi ubicación.

No solo se busca el contenido (el qué), sino que se analiza quien está preguntando, donde, y cuando. Analiza, y ofrece el resultado que cuadra detalladamente con el conocimiento del perfil de la persona que busca, para proporcionar la mejor pregunta posible.

Los negocios del mañana necesitan usar en su favor esta búsqueda semántica. Esto cambiará todo el marketing online tal y como lo conocemos hasta ahora. Las empresas que se muevan demasiado despacio deberán adaptarse.

Conclusiones

A nuestro parecer, todavía es temprano para que las empresas que no abracen la Web Semántica tengan problemas de supervivencia, nisiquiera se verán afectadas muchas, pero parece claro que, al igual que la presencia online terminó por ser “un imprescindible”, la Web Semántica también lo será.

Basado en un artículo de Forbes.

Share on FacebookTweet about this on TwitterPin on PinterestShare on LinkedInShare on Google+

Deja un comentario